OVIEDO, 19 (EUROPA PRESS)

El Hospital Universitario central de Asturias (HUCA) ha realizado desde el pasado abril cinco terapias con células CAR-T a pacientes con linfomas difusos de células grandes B refractario, un cáncer de un tipo de glóbulos blancos (los linfocitos B) que no había respondido a las líneas de tratamiento convencionales.

La terapia CAR-T, conocida también como terapia génica celular, consiste en lograr que las células inmunitarias llamadas células T (un tipo de glóbulos blancos) luchen contra el cáncer tras ser alteradas en el laboratorio para que puedan hallar y destruir las células cancerosas.

De los cuatro pacientes evaluables -porque ha pasado tiempo suficiente desde que se les administró la terapia-, ninguno ha fallecido por el procedimiento. Además, dos de ellos se mantienen en tratamiento y con respuesta completa. El quinto paciente se sometió a la terapia hace dos semanas.

Leer más:  El alcalde de Siero argumenta ante el Principado que la generación de 200 empleos se considera de "interés general"

El comité de terapia celular del HUCA evalúa a dos personas más, pendientes de un procedimiento denominado aféresis, destinado a la producción de las células CAR-T.

De los siete pacientes en evaluados en total, dos son propios del HUCA, mientras que otros dos proceden del Hospital Universitario de Cabueñes (Gijón) y tres del San Agustín (Avilés).

El 23 de marzo de 2023 se llevó a cabo la primera aféresis para la producción de las células CAR-T. La infusión de estas células se efectuó un mes más tarde, concretamente el 26 de abril.

De 2019 a 2023 recibieron terapia CAR-T fuera de Asturias 30 pacientes del Servicio de Salud del Principado (Sespa). De ellos, el 42% con linfoma difuso de células grandes B refractario lograron sobrevivir más de dos años.

Leer más:  El músico gallego Mondra y la banda italiana Uncle Bard & The Dirty Bastards se presentarán en la Folixa na Primavera de Mieres

La reciente inclusión de nuevas indicaciones de la terapia CAR-T, para las que el HUCA ya tiene autorización, aumentará el número de personas susceptibles de recibir este tratamiento hasta alcanzar unas 30 al año.

ACREDITACIÓN INTERNACIONAL

Por otra parte, el pasado 15 de febrero el HUCA recibió la acreditación del programa de trasplante de progenitores hematopoyéticos por parte del comité conjunto de la Sociedad Internacional de Terapia Celular y de la Sociedad Europea de Trasplante de Médula Ósea.

Esta acreditación, que incluye también la administración de células CAR-T, ha supuesto un gran trabajo, ya que implica el cumplimiento de más de 1.500 estándares que incluyen tanto aspectos clínicos, como de obtención y procesamiento celular.

Leer más:  UGT solicita al Gobierno del Principado que cumpla con el aumento salarial del 0,5% en la Administración

El HUCA participa en varios ensayos con estas terapias con centros como los hospitales Clínic de Barcelona y La Paz, de Madrid.


- Te recomendamos -
Artículo anteriorProsegur cash celebra un aumento del 50% en las ventas de su solución cash today
Artículo siguienteCalvo considera que la inauguración del centro de Amazon es una excelente noticia para Asturias y espera que no sea la única