OVIEDO, 3 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Academia de la Llingua Asturiama, Xosé Antón González Riaño, ha destacado este viernes que Asturias necesita con urgencia una política lingüística “en dos niveles: en un nivel macro y en un nivel micro” y ha manifestado que no hay ninguna justificación para que el Gobierno no intente la obtención de acuerdos en esta misma legislatura para lograr la oficialidad con el PP como principal partido con el que negociar.

En cuanto al nivel macro, considera la academía que se requiere “explorando -a cada momento y día a día- todas las posibilidades de consenso político para del cumplimiento constitucional del artículo 3.2, es decir, la oficialidad”.

Leer más:  CCOO y UGT convocan huelga en el sector del metal el martes debido a "la falta de resultados en la reunión en el Sasec y los pocos progresos en Femetal"

Y a su juicio el esfuerzo por parte del Gobierno de Asturias se debe encaminar “necesariamente, a la busca del acuerdo con el centro derecha que representa el Partido Popular de Asturias”, pro considera la ALLA que este partido (el PP) también tiene que dar pasos claros en la dirección de consensuar qué oficialidad se necesita para acabar con una excepcionalidad constitucional inasumible en términos políticos y democráticos.

“Es más, y ahondando en el anterior, la Academia considera que no hay justificación la da para no un intentar la obtención de acuerdos en esta misma legislatura. Somos conscientes del clima político a nivel del estado, pero es que estamos hablando de la lengua que nos une como asturianos y asturianas”, ha indicado González Riaño.

Leer más:  Barbón resalta que la muerte de la icónica militante socialista Maricuela es un legado para toda la sociedad

En su discurso oficial por el Día de les Lletres Asturianes, el presidente de la Academia ha indicado que la política lingüística también debe hacerse efectiva a un nivel micro; es decir, de modo cotidiano y perceptible.


- Te recomendamos -
Artículo anteriorTomé critica la convocatoria de subsidios para rehabilitación energética en áreas rurales, asegurando que fue una burla
Artículo siguienteLas lenguas asturianas tienen un gran enemigo: aquellos que quieren usarlas como arma arrojadiza