OVIEDO, 8 (EUROPA PRESS)

El Arzobispo de Oviedo, Jesús Sanz Montes ha arremetido este miércoles en su homilía en la Basílica de Covadonga con motivo del Día de Asturias, contra las leyes del aborto o la eutanasia. Lo ha hecho ante una basílica de Covadonga llena de fieles y tras asegurar que «jamás convertirán el púlpito en una tribuna política».

«Pero hablar de conflictos bélicos, de crisis económica y de paz social, tiene una derivada en nuestro discurso cristiano: el deseo de que aquellos que tienen en su mano la gestión de la cosa pública, lo hagan de verdad pensando en el bien común de las personas y en el bienestar de los pueblos», ha indicado Sanz Montes.

A renglón seguido ha indicado que esto «no es así cuando con dolor uno ve que se aprueban leyes que matan abaratando el aborto de los no nacidos y desprotegiendo a las mujeres más jóvenes desde normativas con desamparo parental frivolizando y promoviendo una maternidad malograda como si no pasase nada. O la eutanasia como un derecho al suicidio desesperado o al homicidio encubierto con los enfermos o ancianos en fase terminal, en lugar de acompañar con cuidados paliativos una vida que es digna hasta el final».

Ha añadido que «tampoco es así cuando tan burdamente se emplea la mentira impunemente y sin sonrojo al gestionar la gobernanza». Por ello ha destacado que «en un espectro plural y democrático, hacer buena política es la bella e importante responsabilidad de quienes pueden incrementar el bien que construye la paz, que fomenta la convivencia desde las legítimas ópticas diferentes que deben ser complementarias».

Ha lamentado además que «si el objetivo es destruir al contrario haciendo enemigos de los que son simplemente adversarios, entonces la política se enrarece, se pervierte y se hace violenta, con la tendencia totalitaria de querer controlarlo todo y a todos, desde los medios de comunicación hasta los jueces».

Así mismo el Arzobispo ha agradecido a los políticos autonómicos y locales presentes el esfuerzo que hacen desde las diferentes sensibilidades para construir una Asturias unida y solventar las dificultades compartidas.

Jesús Sanz Montes también se ha referido a «la guerra entre Rusia y Ucrania» y la preocupación que a todos generan sus consecuencias de equilibrios rotos en la convivencia de países y de costes económicos disparados. «Hay otras guerras en curso, pero no son noticia cuando no tienen que mercadear con gas sino simplemente se declaran para dar salida al armamento que les caduca como obsoleto», lamentó.


- Te recomendamos -