OVIEDO, 11 (EUROPA PRESS)

Oviedo acogerá entre el 13 y el 15 de octubre los actos relativos a la 17 edición de la Semana de la Prevención de Incendios, iniciativa desarrollada en colaboración con la Fundación Mapfre, el área de Seguridad Ciudadana de Oviedo y la APTB.

El concejal de Seguridad Ciudadana, José Ramón Prado, ha presentado las jornadas, acompañado por Álvaro Santamaría, de la Fundación Mapfre, y Gabriel Muñoz, de la Asociación Profesional de Técnicos de Bomberos (APTB). Se trata de un programa de sensibilización para divulgar conocimientos de autoprotección.

El edil responsable del área ha destacado la importancia de saber identificar los riesgos en el entorno, tanto en los hogares como en los centros escolares y de trabajo, así como la adquisición de los conocimientos necesarios para actuar en caso de emergencia.

La temática en esta edición gira en torno a los detectores de humos, con el fin de concienciar del uso de estos dispositivos para evitar muertes por inhalación de gases tóxicos. El público escolar seguirá siendo una de las «máximas prioridades», en esta edición, con talleres de prevención de incendios.

El jueves 13 de octubre habrá actividades en el Colegio Público Carmen Ruiz Tilve de 10.00 a 14.00 horas; el 14 en el Colegio Buenavista II en el mismo horario, y el sábado 15 de octubre tendrá lugar una exposición de vehículos y equipos de Bomberos y Protección Civil en la plaza del Conceyín, en La Corredoria.

50 INCENDIOS EN VIVIENDAS AL AÑO

El Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento de Oviedo (SEIS) contabiliza una media de 50 incendios en viviendas al año en el municipio. Este tipo de fuegos son mayoritarios por tipologías en el concejo.

Muchos, precisan los bomberos, son «conatos» y no llegan a desarrollarse, pero «son igualmente peligrosos» porque la mayoría de las personas que fallecen en incendios no es por las llamas, sino por los gases que inhalan.

Así, el representante de APTB ha advertido de que bastan tres minutos de exposición a los gases que se generan en un incendio para que una persona muera. En 2020, ha explicado, hubo 164 fallecidos en incendios en domicilios en España, de los que 119 se produjeron en sus propias casas. El 70%, ha aseverado, mueren por inhalación y el 50% de las muertes ocurren por la noche, por lo que los afectados «no tienen oportunidad de salvarse».

Por ello los encargados de la Semana de la Prevención han insistido en la importancia de contar con detectores de humos, al ser «el único método eficaz» para poder detectar rápido el incendio.

Gabriel Muñoz ha subrayado además la necesidad de «erradicar» elementos calefactores que «no deberían utilizarse» por el riesgo que entrañan, como braseros, chimeneas, estufas de gas o de butano. «Con este invierno puede haber repunte de productores de calor», ha señalado, en referencia a los precios del gas, pero ha insistido en que estos «son elementos a erradicar porque son los más peligrosos por las emanaciones tóxicas».


- Te recomendamos -