BRUSELAS, 15 (EUROPA PRESS)

El Parlamento Europeo y el Consejo han acordado las nuevas normas de transparencia salarial que permitirán a los trabajadores conocer de antemano el rango de sueldos y reclamar indemnizaciones en caso de que las empresas no respeten el principio de igualdad en la remuneración a fin de reducir la brecha salarial entre mujeres y hombres.

Los negociadores de ambas instituciones han alcanzado este miércoles un acuerdo sobre una nueva ley que empoderará a las mujeres para hacer cumplir el principio de igual salario por igual trabajo a través de un conjunto de medidas vinculantes sobre transparencia salarial.

“No hay duda de que hombres y mujeres merecen recibir el mismo salario si realizan el mismo trabajo pero, desafortunadamente este todavía no es el caso hoy en día”, ha señalado el ministro de Trabajo y Asuntos Sociales de República Checa, que ostenta la presidencia de turno del Consejo hasta fin de año, Marian Jurecka, para resaltar la necesidad de aprobar esta nueva ley.

Para evitar la discriminación, las empresas y empleadores deberán asegurar que sus empleados tengan fácil acceso a los criterios objetivos y neutrales en cuanto al género que se utilzia para definir el salario y los posibles aumentos salariales.

Los trabajadores y sus representantes también tendrán derecho a solicitar y recibir información sobre su nivel de remuneración individual y los niveles de remuneración promedio de los trabajadores que desempeñan la misma función u otra de igual valor, desglosados por sexo, así como el nivel de pago inicial o el rango que se pagará a los futuros trabajadores.

Además, los empleadores con más de 100 trabajadores deberán proporcionar información sobre la brecha salarial entre hombres y mujeres en su organización a trabajadores y representantes, además de compartirla también con su autoridad nacional pertinente.

En los casos en que este informe salarial demuestre una diferencia de al menos un 5% entre ambos sexos el promedio salarial y el empleador no haya justificado esta diferencia con criterios objetivos, los empleadores deberán realizar una evaluación salarial conjunta junto a los representantes de los trabajadores que incluya medidas para corregir la diferencia.

Además, si las empresas no respetan las obligaciones del principio de igualdad de remuneración tendrán derecho a reclamar una indemnización, mientras que los tribunales también podrán ordenar a un empleador que detenga la infracción y tome medidas para cumplir con la ley.

También las asociaciones, como los organismos de igualdad o los representantes de los trabajadores, podrán actuar en nombre de un empleado para hacer cumplir la igualdad salarial.


- Te recomendamos -