OVIEDO, 19 (EUROPA PRESS)

El Consorcio para la Gestión de los Residuos Sólidos de Asturias (Cogersa) ha aprobado este lunes el inicio del expediente para la licitación de las obras de una red interna de distribución de gas natural en el centro de tratamiento de residuos de Serín, por un importe de 619.052 euros.

Esta actuación supone el primer paso para ir reduciendo progresivamente la huella de carbono de la actividad del consorcio, tanto en términos de movilidad como en las operaciones de tratamiento, mediante la sustitución de los combustibles actuales por otros con menor impacto ambiental.

La iniciativa se ha acordado en la reunión de la comisión delegada de la entidad, presidida por el vicepresidente y consejero de Administración Autonómica, Medio Ambiente y Cambio Climático, Juan Cofiño, y en la que también han participado la viceconsejera de Medio Ambiente y Cambio Climático, Nieves Roqueñí, y la gerente de Cogersa, Paz Orviz.

Cogersa considera necesario disponer en los próximos años de esta fuente de energía para alimentar los motoalternadores en los que hoy se produce electricidad con el biogás del vertedero, un recurso que tenderá a reducirse a medida que desaparezca el vertido de materia orgánica. Asimismo, se dotará al centro de tratamiento de una gasinera para el repostaje de vehículos recolectores de residuos.

En una segunda fase, el consorcio prevé la inyección de biometano con garantía de origen en la red de distribución de gas natural. “Esto permitirá a consumidores industriales y domésticos adquirir un combustible totalmente renovable, generado por la digestión anaerobia de los biorresiduos”, ha señalado Juan Cofiño.

NUEVOS PUNTOS LIMPIOS

Entre los asuntos aprobados este lunes también destaca el inicio de los trámites para contratar la redacción de diversos proyectos y otros documentos urbanísticos y ambientales, necesarios para la licitación y construcción de nuevos puntos limpios.

Una de estas infraestructuras, con funciones también se estación de transferencia, se instalará en Proaza y dará servicio a los concejos del valle del Oso. El resto de puntos limpios se ubicarán en el polígono de La Barreda de Noreña; en el polígono de El Prestín, para Parres y Cangas de Onís, y en Pravia.

La redacción de los proyectos saldrá a licitación con un presupuesto de 96.800 euros. Posteriormente, Cogersa sacará a concurso las obras de estas cuatro instalaciones, que cuentan con apoyo financiero del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia (MRR).

Asimismo, la comisión ha aprobado el contrato para el desmantelamiento del horno estático de la planta de tratamiento térmico de los residuos sanitarios, con un presupuesto de licitación de 320.917 euros.

Esta infraestructura se puso en marcha en 1992 con el fin de gestionar de forma centralizada los residuos de la red sanitaria pública y privada, pero fue sustituida en 2001 por un nuevo equipamiento, un horno rotativo que permite mejores rendimientos y eficiencia. Cogersa aprovechará el espacio liberado tras el desmontaje para desarrollar una zona de recepción y almacenamiento temporal de este tipo de residuos.


- Te recomendamos -