La construcción de vivienda ha disminuido un 21 por ciento en Asturias entre enero y noviembre

GIJÓN, 16 (EUROPA PRESS)

El presidente de CAC-Asprocon, Joel García ha destacado este viernes que todo apunta a un aumento “considerable” de obra y de inversión, por lo que ha augurado que 2023 “razonablemente tranquilo” y crecimiento de empleo en el sector.

Eso sí, ha advertido sobre la necesidad de mantener la inversión pública en el tiempo, para que los empleos que se creen no se destruyan. Así lo ha señalado en declaraciones a Europa Press, durante la clausura de la Asamblea ordinaria de CAC-Asprocon en Gijón.

Ha puesto de ejemplo, en este caso, que no es conveniente que “suelten” ahora mucho dinero y que luego en 2025 no haya. Para él, son errores del pasado que cree que se pueden hacer de otra forma.

Relacionado con ello, el presidente de la patronal de la Construcción ha animado a no bajar la guardia en cuanto a la ejecución presupuestaria de las administraciones.

En cifras de empleo, ha reconocido que el sector ha crecido en últimos años menos de lo esperado, aunque ha aventurado que dará un “pequeño salto hacia delante en 2023”.

García, asimismo, ha querido lanzar un mensaje a los políticos, a los que les ha pedido que sean “constantes” en la inverisión. “Que no hagan dietes de sierra”, les ha invitado.

Sí que ha reconocido de las administraciones que se han revisado proyectos antiguos, que han obtenido un 40 por ciento de aumento del presupuesto. Es por ello, que ha agradecido que hayan atendido las peticiones del sector.

Con todo, ha apuntado que, sin llegar a ser demasiado optimistas, cree que el sector vivirá incluso un par de años “de cierta tranquilidad”.

AUMENTO EN EL EMPLEO

De vuelta al empleo, ha indicad que en 2022 creció “un poquito”, hasta los 10.500, partiendo de una base de unos 10.000 o 9.800. Ha destacado que es un ritmo “contenido, estable”, por lo que mientras no baje, se conforma con que siga así ahora mismo.

Preguntado por la mano de obra, ha señalado que hay muchos jóvenes en el paro pero, pese a ello, no se logra atraer a la Construcción a esta población. Ha abogado, a este respecto, por que las empresas hagan también un esfuerzo en incorporar a los jóvenes.

Es más, ha visto necesario recuperar la figura de aprendiz, y que, por ejemplo, haya un día a la semana de formación teórica y luego práctica con los profesionales. Sí que ha se ha notado, a su juicio, cierta mejoría en que no hay miedo en ir a pedir trabajo.

García ha recalcado que con la obra pública anunciada más los proyectos ligados a fondos europeos, se podría llegar a los 11.000 o 11.200 trabajadores en el sector.

Ha indicado, unido a ello, que desde la Fundación Laboral de la Construcción (FLC) se está en contacto con el Ejército, Cruz Roja y asociaciones de inmigrantes para dar formación. Al tiempo, están presionando para que el catálogo de puestos que no se cubre en España y por el que se puede pedir mano de obra extranjera sea más amplio.

DESCENSO DE VIVIENDAS

En materia de vivienda, ha apostado por una normativa más “flexible”, que deje trabajar y que no encarezca el precio, ya que cada vez menos gente puede acceder a ella, según él. Una ley que sea “pragmática, fácil, nada farragosa” y que evite el encarecimiento de la vivienda. Sobre vivienda protegida, ha indicado que, al menos en un par de concejos, se va a construir.

En este sentido, la construcción de vivienda ha disminuido un 21 por ciento en Asturias entre enero y noviembre, un -29 por ciento en planta y un -2 por ciento la unifamiliar.

Un periodo en el que se iniciaron 1.612 viviendas, tanto en planta como unifamiliares. De toda Asturias, Llanes es el municipio donde más aumentó la obra nueva en planta, con 86, respecto a las 44 del mismo periodo en 2021. Por contra, ha bajado la edificación en planta en Avilés, con un -93 por ciento, Gijón (-17%), Siero (-50%) y Oviedo (-46%).

En cuanto a la vivienda unifamiliar, solo aumenta en Gijón un 39 por ciento y Siero en un 3 por ciento, mientras que baja un dos por ciento en el cómputo general del resto de municipios.

Asimismo, el presupuesto total de los visados registrados en el 2022 ascendió a 167 millones de euros, un descenso del 12 por ciento respecto al 2021.

Por lo que se refiere a los visados de obras de rehabilitación para primera o segunda vivienda (sin incluir rehabilitaciones de fachadas ni reformas), se observa disminución de los visados en un seis por ciento. Solo Oviedo, con un 4 por ciento de aumento, mantiene los niveles del 2021.

No obstante, en los meses de octubre y noviembre, se ha apreciado una evolución “positiva” en el aumento de número de visados debido a las subvenciones, lo que dará lugar a mejores cifras a final de año, según CAC-Asprocon.


- Te recomendamos -